martes, 26 de mayo de 2009

Epílogo "De regreso"

Tres días después que llegaste a Lima prometiste en el Messenger a Amapola no volver a buscar a Rebeca. No la has cumplido. Ahora estas parado frente a su casa, y es que ella te hace falta. Aunque no te ame y este con muchos hombres menos contigo, porque ella no te ama ni lo hará nuca. Ahora tocas la puerta y ella sale.
-¿Aldo?
-Claro soy yo, o esperabas a alguien.
Sabias que el brazo intenso que ella te daba era mentira, sabias que sus besos eran mentira, pero que podías hacer si a esa mujer ingrata aun la seguías amando ¿Un año no? Si, un año. Un año que seguía arrastrado por es mujer ¿Es que acaso no habías conocido a nadie durante ese tiempo que te hiciera olvidarla. No. Siempre vivías mirando mujeres que nuca tendrás, pero Rebeca era la única mujer con la que realmente tenias oportunidad
-Que fue de tu vida. Tu madre me contó que te fuiste de viaje a Argentina, a visitar a una amiga ¿No me estarás siendo infiel no?
-No, para nada. Y tu vida, que fue de tu vida
-Bueno terminé con Daniel.
Aldo eso es excelente, termino con Daniel y eso en realidad te deja el camino libre, ahora es tu tiempo Daniel esta fuera del camino, solo te queda decirle por enésima vez que estas enamorado de ella, nada mas. Amapola te odiara por estar con una chica así. Pero Amapola esta lejos y no tiene por que enterarse, solo mantén oculto ese romance. Has extrañado mucho a Amapola luego del viaje que te trajo a esta cuidad de mierda, de canillitas, de prostitutas, de pandilleros, de escoria humana, pues Lima es así, y por mas que quieras no va a cambiar. Puedes elegir entre vivir en Buenos Aires y ser un escritor de verdad, o quedarte en Lima y vivir del periódico o como abogado mequetrefe, esta en ti.
-Pero –continuo ella- estoy con un chico amigo de mi hermano, si quieres te lo presento.
-Que, esta acá?
-Si.
-Gabriel?
Un tipo algo nervioso salio de una habitación de la cual luego me enteraría que era el cuarto de Rebeca, era un tipo que con el pretexto de enseñarle Matemáticas a Rebeca la estaba seduciendo. En ese momento me di cuenta que Rebeca tenia muy malos gustos, pues para comprobarle tenia que mirarme al espejo ella me beso muchas veces y jugo conmigo durante el colegio, pero ahora que solo la veo una vez al mes todo a cambiado ahora solo debería resignarme a creer que Rebeca es solo un recuerdo y un mal rato en mi vida.


Para Tammy, quien me enseño que la distancia no existe

5 Reacciones pervertidas:

NeO dijo...

csm textual....esto es un epilogo!!

pooota con eso de para cammy...termino ggenial...buena cumpa!

oe y disculpa por contarte el final del huerto de mi amada jajajaj

creia q la habias leido :P

salu2 de NeO...el malogra finales :D

Nandu dijo...

Poota que cagao....

Que se mate...

Bryce es mi idolo!!

Zapatos Vagabundos dijo...

El epílogo estuvo mejor que el último capítulo (¡bien!).

En todo caso carezco de autoridad moral para criticar al personaje principal, y es que a veces pasa y siempre, impenitentes, optamos por el camino de siempre dejando oportunidades brillantes (como los cabellos de Amapola) en el camino.

¡Fue un buen cuento!

¡Ay las Rebecas!

arena dijo...

esa rebeca es media ...ummm--bueno pervertido textual...que te hayan contado el final dl huerto de mi amada ,eso no impide que lo sigas leyendo..total ese carlitos alegrey natalia tienen mucho que contar--saludos

Juaneca* dijo...

Cheees :) FINAL =O
tenía quye leerlo perver, ya volví a la bloggósfera hombre, estaba saturadaza.

En fin :D me gustó este cuento y por fin ya leí la finisheada =)! Un abrazoooo !

 

"Amor de medio tiempo" Copyright © 2010 | Designed by: Compartidisimo